Ortodoncia después de los 30 años? Claro que sí

“Cada vez son más los que lo hacen, y no sólo por razones cosméticas.

En los últimos meses, nos hemos encontrado con pacientes mayores de 40 años, todos con sonrisas que necesitaban algún trabajillo o ajuste de ortodoncia.

El número de adultos que se someten a tratamiento de ortodoncia ha aumentado en un 40 por ciento en la última década.

La cultura de las celebridades y famosos quizás ha sido lo que ha impulsado el factor cool, con actores reconocidos utilizando aparatos dentales a los 61 años.

Los dientes apiñados y torcidos son más difíciles de limpiar, causando que se forme más placa. Esto puede aumentar la inflamación en toda la boca y más allá.

Aparatos de ortodoncia después de los 40: No son sólo con fines cosméticos

A medida que envejecemos, los dientes se mueven y cambian, sufriendo desgaste por morder y masticar. La pérdida gradual de hueso en la mandíbula puede empujar los dientes hacia adentro, apiñándolos y a veces afectando la forma en que hablamos. Los dientes torcidos y las mordeduras mal alineadas no son sólo preocupaciones cosméticas. Se asocian con un aumento de la pérdida de encías y huesos, caries, erosión del esmalte dental, dolores de cabeza y dolor en las articulaciones de la mandíbula.

Mientras que los pacientes mayores a menudo se embarcan en tratamientos de ortodoncia para renovar su blancura perlada, muchos terminan en el sillón del ortodoncista después de aprender que mejorar su sonrisa también puede mejorar su salud. En algunas consultas odontológicas estimativamente suelen tener un 30 por ciento de adultos, aunque últimamente se está viendo un aumento constante de pacientes, que a sus 50, 60 y 70 años desean corregir problemas ortodónticos que les causan molestias.

“Pueden ser personas que tienen los dientes perfectamente rectos, sin apiñamiento, sin espacios,  pero tienen una maloclusión: una mala mordida con dientes que no coinciden entre sí.”

El dolor de una mala mordedura

Corregir una mordida desalineada puede obligar a los adultos a buscar tratamiento de ortodoncia. Los pacientes con mordeduras profundas, donde los dientes superiores cubren completamente los inferiores cuando la mandíbula está cerrada, casi siempre tienen problemas con las articulaciones temporomandibulares (ATM) que conectan el hueso de la mandíbula con el cráneo, debido a que la mordida asimétrica empuja la mandíbula inferior hacia atrás.

“Una mordedura traumática daña los dientes y la mandíbula circundante; cada vez que se mastica, esa presión aumenta”, dice. “Así que un paciente adulto que ha estado viviendo con esa mordedura durante 50 o 60 años también ha vivido con ese trauma, lo que a menudo resulta en dolor muscular y dolores de cabeza. En cuanto corrijamos esa mordida profunda con aparatos, los problemas de la ATM desaparecen”.

La relación entre la boca y la salud en general

“La ortodoncia también mejora la función y la salud de la boca, lo que tiene efectos en todo el cuerpo.

“La cavidad bucal es realmente una ventana a la salud general de uno”. “Sabemos por estudios recientes que si hay inflamación alrededor del tejido de la encía o en la cavidad oral, esa inflamación puede aumentar el potencial de enfermedad cardiovascular”.

Los dientes apiñados y torcidos son más difíciles de limpiar, lo que hace que se forme más placa dental. Esto puede aumentar la inflamación en toda la boca y más allá.

“Cada vez que podemos reducir la inflamación y el recuento bacteriano en la boca al tener un diente o una mandíbula posicionados más sanos, eso es beneficioso”.

Cuando tus dientes no se sienten bien

En 2018, 20 años después de haber llevado a su hijo a para un tratamiento de ortodoncia, Constanza R. regresó para solicitar su propia consulta. Tenía 62 años.

Constanza había notado que el interior de sus dientes delanteros se sentía diferente. Su dentista no parecía muy preocupado, pero quería investigar más a fondo. Cuando era adolescente, le habían extraído dos dientes y le habían puesto frenos en los dientes inferiores debido a un problema de apiñamiento.

“Nada me molestó durante los siguientes 50 años, pero ahora mi mordida era desigual; los dientes superiores golpeaban de una manera diferente a los inferiores, y también había empezado a tener dolor en uno de mis dientes frontales superiores”, dijo Constanza.

El profesional le  explicó que la mordedura torcida de Constanza R. estaba usando sus dientes con gran fuerza, causando que los dientes delanteros se erosionaran. El dolor indicaba que el nervio estaba muriendo.

Más allá de’Boca de metal’.

Los frenillos de hoy, que mueven los dientes o la mandíbula suavemente hasta su posición con el tiempo, son más ligeros, baratos y discretos que hace décadas. Las opciones incluyen:

Aparatos de acero inoxidable Esta variedad clásica se pega a la parte delantera de los dientes y se conecta mediante alambres. Siguen siendo el estándar, porque son eficaces y asequibles.

Aparatos cerámicos También se usan en la parte delantera de los dientes, pero son translúcidos, por lo que se mezclan con los dientes. Sin embargo, no se recomiendan para los dientes inferiores, ya que pueden desgastar el esmalte detrás de los dientes superiores.

Aparatos linguales Este tipo se monta en el interior de los dientes, haciéndolos casi invisibles.

Alineadores transparentes queresultan especialmente populares entre los adultos que desean omitir los alambres y soportes por completo. Estas bandejas acrílicas transparentes, personalizadas y extraíbles se deslizan sobre sus dientes. Se usan de 20 a 22 horas al día y se retiran para comer y cepillarse los dientes. Los alineadores se cambian cada dos semanas y funcionan para pacientes con problemas menos graves.

“Los alineadores transparentes están hechos para mover los dientes. Si necesita cerrar un gran espacio entre los dientes, los frenos de metal son la mejor opción”.

Constanza R. optó por aparatos cerámicos en los dientes superiores, que se colocaron en febrero, y metálicos en los inferiores, que se aplicaron tres meses más tarde.

“El dolor en los nervios se resolvió de inmediato tan pronto como se colocaron los frenos”.

Los adultos generalmente usan aparatos ortopédicos durante 18 a 26 meses,  y los aparatos se ajustan cada cuatro a seis semanas.

Tratamiento de Ortodoncia para todas las edades

Mientras las encías y la estructura de la mandíbula estén en buena forma, nunca es demasiado tarde para obtener aparatos ortopédicos.

Y para muchas personas, el tratamiento de ortodoncia puede mejorar sustancialmente la vida diaria.

 

Deja un comentario

¿En qué podemos ayudarte?
Powered by